Construcción en la residencia Butantã de Paulo Mendes da Rocha | Santiago Carvajal

Casa Butantã de Paulo Mendes da Rocha |  Fotografía: Santiago Carvajal. Noviembre 2008

Las residencias Butantã, nos muestran de una manera ejemplar como a través, de unos elementos constructivos fundamentales como son columnas, vigas, losas y muros, se configura una contundente construcción visual, sin ningún accesorio u operación cosmética externa a las condiciones propias de su construcción. Estos elementos constructivos son concebidos como superficies, y líneas, estrictamente modulados con respecto a la estructura, sin bien, en el mundo físico todos los cuerpos son volúmenes tridimensionales, con un largo, un alto y un espesor determinado, la proporción existente entre sus dimensiones, determina el modo de percibirlos, sean líneas o superficies.

Así pues, los tabiques interiores de argamasa armada de apenas tres centímetros de espesor son percibidos como superficies bidimensionales texturizadas con las vetas del hormigón, las tuberías de cobre de 20 milímetros de diámetro de los baños, son percibidas como líneas satinadas que se curvan amanera de un radiador para ahí calentar las toallas, de manera similar sucede con la silla paulistano y las barandas del MuBE, una sola línea que se curva en el espacio conformando su estructura. Las vigas de la estructura de la casa se conforman a través de planos, en donde existe un predominio en sus dos dimensiones de largo y alto, con respecto a su espesor, desde el interior, se aprecian una secuencia de planos rigurosamente modulados.

Casa Butantã de Paulo Mendes da Rocha | Fotografía: Santiago Carvajal. Noviembre 2008

Esta cualidad plástica se observa también en elementos de uso cotidiano, que por lo general suelen estar ocultos y empotrados tras muros o falsos techos, es el caso de las instalaciones eléctricas, estas se tratan de cables vistos de color negro que configuran unas líneas en el espacio, todo el cableado se lo realiza en la cámara de 5 centímetros que existe entre la losa de hormigón y el piso terminado de madera, para luego dejar pasar a través del piso de madera los cables verticales, que tienen la virtud de mostrar a sus habitantes la ubicación de los interruptores y su punto de iluminación correspondiente, con tan solo seguir con la mirada la trayectoria que sigue el cable a través de las vigas.

En estas obras, elementos fundamentales como son tuberías de agua, bajantes de agua lluvia, ventilación de aguas servidas, instalaciones eléctricas, etc., que comúnmente en la práctica arquitectónica son un estigma, desplazados a instancias ultimas de la concepción de la obra, ocultas tras muros y falsos techos, en las residencias Butantã, son consideradas en la concepción del proyecto, son elementos valorizados a través de una cualidad plástica.

Casa Butantã de Paulo Mendes da Rocha | Fotografía: Santiago Carvajal. Noviembre 2008

La residencia muestra una maestría en la disposición de unos elementos constructivos primordiales tales como columnas, vigas, muros, losas e instalaciones, concebidos como superficies y líneas en el espacio, y que junto con un correcto manejo de luz y texturas, estructuran unos espacios ordenados para el desarrollo de la vida, así, esta residencia asume su condición de construcción, tanto material, como visual y espacial, construcción entendida como el acto de estructurar, es decir cuidar las relaciones que guardan las distintas partes entre sí y con el todo.

Silla Paulistano | Luminarias | Fotografía: Nelson Kon

Santiago Carvajal. arquitecto
Cuenca (Ecuador). noviembre 2013

Santiago Carvajal Ochoa

Magister en Proyectos Arquitectónicos. Profesor de la Universidad del Azuay, Cuenca Ecuador. Experto en el uso de herramientas BIM + CAD (ArchiCAD con dos licencias de uso) para desarrollo de diseño y documentación de proyectos, cursos impartidos en Cuenca, Quito y Guayaquil.

follow me

Archivado en: artículos, Santiago Carvajal Ochoa

Tags: , , , , , , , ,